Intiman a comerciantes que ocupan la vereda con su mercadería para que...

Intiman a comerciantes que ocupan la vereda con su mercadería para que liberen el espacio público

Compartir

Con el objetivo de liberar el espacio público del Bajo, el municipio intimó a los comerciantes que ocupan con su mercadería parte de las veredas y las usan como vidrieras en las calles Mitre y Sarmiento. Además, frente a la falta de respuesta procedió al secuestro de los productos ubicados en la calle en los locales que hicieron caso omiso a la orden de la comuna.

Gustavo Orlando, subsecretario de Comercio, contó que se llegó a una situación tan extrema que en algunos casos “llegan a extender tanto sus negocios que terminan teniendo más espacio en la calle que en el propio local”, describió el funcionario.

“El año pasado los comerciantes hicieron amparos en la Justicia por este tema y fueron rechazados los amparos, por eso comenzamos a intimar a los comerciantes que en forma abusiva ubican su mercadería”, dijo Orlando quien contó que en algunos casos se pidió hasta tres veces que liberen la vía pública.

Los rubros que más incumplen con la norma son las tiendas y las zapaterías, “tienen sus cosas colgadas en la vereda, apoyadas en las paredes, colocadas en el piso. Nos encontramos por ejemplo con ropa, zapatos y mochilas. La vereda terminó teniendo casi el doble de mercadería que tienen dentro del comercio”, comentó el subsecretario quien detalló que hasta el día de hoy ya se secuestraron 200 mochilas, y 300 calzados tipo “Crocs”.

“Comenzamos esta semana con los secuestros pertinentes y ya se puso a disposición del Juez de Faltas”, contó Orlando y aclaró que será el Juez quien decida el destino de esta mercadería y el monto de las multas.

“Si presentan la boletas que justifica la compra de la mercadería será devuelta y pagarán una multa, y si el Juez considera que hay algún agravante tal vez decida no devolverla, y en estos casos se entrega a entidades de ayuda que lo necesiten”, explicó el subsecretario.

El trabajo de los inspectores en la calle no fue fácil porque hubo muchos casos de violencia y comerciantes enojados. “Entiendo la bronca pero las leyes están, y tenemos que entender que hay que cumplirlas”, comentó Orlando.

Subrayó que está prohibido usar la vereda para la ubicación de mercadería , “la disposición dice que el comerciante no puede poner nada, se quejan del bar que pone sus mesas, pero en este caso hay ordenanzas que lo permiten”.

“Hay una línea municipal y para eso están las veredas, para transitar, si todos pusiésemos los productos en la vereda tendríamos que caminar por la calle”, dijo Orlando y destacó, “espacio liberado, espacio recuperado y estamos en destino correcto”.